¿Cuáles son los beneficios de que la escuela de mis hijos trabaje en proyectos?

Por Sausan Burshan

Con la definición del Ágora, el trabajo en proyectos tiene varias ventajas significativas como: 

Fomentar la construcción de competencias transversales.  Si tomamos el ejemplo de los niños que están investigando sobre insectos: los niños a través de un proceso de diálogo y negociación donde comparten sus conocimientos y preguntas sobre el tema y ponerse acuerdo entre ellos y con la maestra para predecir dónde quieren llegar (una muestra o un video o una escultura, etc.) y cómo pueden llegar. Ellos entienden que para lograr su finalidad van a tener que investigar, crear hipótesis, hacer pruebas, y resolver problemas. Estas competencias transversales que se desarrollan a través de trabajo en proyectos son competencias críticas para el éxito de los niños como ciudadanos.  

Fomenta el aprendizaje interdisciplinario. Cuando los niños trabajan el proyecto, ponen en juego un abanico de competencias de diferentes disciplinas para realizar todos los pasos requeridos para alcanzar su finalidad. El mismo proceso promueve la construcción de aprendizajes de varias disciplinas consecutivamente porque el docente invita a los niños a analizar los temas a través de diferentes ópticas incluyendo las emocionales y sociales. Esto da como resultado un entendimiento más complejo de los temas y fomenta el pensamiento divergente y creativo de los niños.  

Siguiendo con la investigación sobre los insectos del artículo anterior, van a tener que poner en práctica sus competencias de lectura de compresión, de observación científica, crear y analizar tablas de estadísticas, conocer la geografía del contexto, entre otros. Y según la finalidad tendrán que ampliar los mismos conocimientos y desarrollar la competencia de extraer información y crear diferentes tipos de textos, dar discursos, crear y editar videos, analizar impactos ecológicos y mucho más.  

Fomenta una variedad de maneras y niveles de aprender. Cada niño tiene su propia manera de aprender y estar en diferentes procesos de aprendizaje. Cuando se ofrece a los niños una variedad de formas de analizar algún tema y la dinámica no tiene barreras que impidan la participación de todos los niños, la probabilidad de poder relacionarse con el tema y construir aprendizajes aumenta. 

Retomando el ejemplo de los insectos, si tenemos niños con diferentes niveles de lectura y comprensión, hemos buscado varias fuentes de información, los niños pueden escoger cuales desean leer. Si algunos niños tienen talentos en matemáticas pueden compartir este gusto con los demás guiando el proceso de análisis de datos, si otros aprenden a través de medios plásticos los podemos invitar hacer esculturas de los insectos.  

Fomenta el gozo por aprender y logra crear un aprendizaje más significativo. Cuando los niños sienten que tienen voz y voto sobre los procesos que están viviendo y son parte integral de la dinámica en el trabajo en proyectos, se sienten más comprometidos y disfrutan más los procesos.  Los aprendizajes que construyen como resultado del proyecto tienen sentido para ellos ya que pueden entender la utilidad del aprendizaje y por ende el aprendizaje es más significativo.  

En el ejemplo sobre los insectos, si imaginamos que la finalidad era crear un museo sobre insectos, podemos ver que cada niño se va a apropiar de la investigación y a la hora de trabajar o compartir los procesos con sus compañeros o con sus padres lo van hacer con mayor nivel de compresión y gusto particular.  

Para Ágora, implementar el trabajo en proyectos como estrategia pedagógica, bajo la visión construccionista social, implica el valor de trabajar en equipo como potencial central en la construcción de aprendizajes diversos y creativos en los niños.  Y finalmente como padres, estar conscientes de estas ventajas, nos permite analizar qué tipo de propuesta educativa resultará más conveniente para el desarrollo integral de nuestros hijos.  

¿Qué significa para Ágora el trabajo en proyectos?

Por: Sausan Burshan

En los últimos años, el trabajo en proyectos ha surgido como una estrategia central en varias propuestas educativas y en la Reforma Educativa mexicana. Aparenta ser algo novedoso, sin embargo, es una estrategia que tiene una larga historia pedagógica basada en la teoría progresista de John Dewey y las teorías construccionistas sociales, así como en las practicas pedagógicas del Reggio Emilia Approach. 

Desde sus inicios, hace más de 20 años, en Ágora el trabajo en proyectos ha sido un eje central para fomentar la construcción de competencias transversales y transdisciplinarias.  

Pero no todos los entendimientos sobre el trabajo en proyecto son iguales, entonces ¿Qué significa para Ágora el trabajo en proyectos? 

Para Ágora un proyecto es una investigación profunda sobre un tema, idea o pregunta, que se desarrolla en un tiempo extendido.  Puede nacer de: una inquietud de los maestros o escuela, por ejemplo: el equipo de docentes de Preescolar quiere saber más sobre la relación, el desarrollo físico y la construcción de conocimiento; de los intereses que tienen los alumnos, por ejemplo: a kinder 1 les gustan mucho los gatos; o alguna provocación que surge del contexto, por ejemplo: surge nueva información ecológica sobre las especies de insectos en la zona. En la mayoría de los casos es una combinación de los tres ya que entendemos el aprendizaje como algo relacional e interconectado.  

Los proyectos tienen una finalidad y metas de comprensión previstos por el equipo docente, esto significa que el equipo pedagógico crea hipótesis de los posibles aprendizajes que los niños podrían lograr a través de proyecto y cuáles serán las estrategias y medios que apoyaran la construcción de dichos conocimientos. Sin embargo, el camino para llegar a estas metas es flexible y no pre-establecido y con un enfoque en el uso de varios medios y el trabajo en grupo pequeño.  

En Ágora, hemos logrado cada año trabajar junto con nuestros alumnos proyectos en los que han logrado construir, de una manera colaborativa, aprendizajes significativos y competencias vitales que les producen sensaciones de gozo y orgullo.  

¿Por qué en Ágora los niños juegan tanto?

Por: Sausan Burshan

Hoy día todas las personas de cualquier edad, desde los más pequeños hasta los más grandes, jugamos una amplia gama de juegos, ya sea dramáticos, físicos, deportivos, constructivos, lógicos, de mesa, verbales, adivinanzas, digitales o combinados, entre otros. Los juegos son parte importante de nuestra cultura y tradiciones históricas y contemporáneas.

Un elemento que casi siempre está relacionado con el acto de jugar es el gozo, pero pocas veces se relaciona al juego con los procesos de desarrollo y aprendizaje de los niños y jóvenes. Según Vygotsky “en el juego, el niño siempre actúa de una manera que va más allá de su edad promedio, mas allá de su comportamiento diario; en el juego parece ser una cabeza más alta que si mismo”.

El juego es una de las estrategias claves del desarrollo y aprendizaje por varias razones:

  • El hecho que sea placentero promueve la disposición a participar en él y por ende en una experiencia de aprendizaje.
  • Crea un ambiente más abierto, relajado y seguro que invita a los niños y jóvenes a tomar riesgos, a poner en practica sus conocimientos, estrategias y habilidades que aún están en construcción sin miedo a equivocarse.
  • En su mayoría, ofrece a los niños y jóvenes una manera de evaluar su propio éxito.
  • Tiene ciertas reglas sociales que dirigen el comportamiento para que el juego sea exitoso, fomentando el desarrollo de auto-regulación.
  • Los juegos dramáticos o imaginarios permiten explorar escenarios que no pueden vivir realmente, donde acciones y objetos toman nuevos significados fomentando el desarrollo del pensamiento simbólico y abstracto.
  • Permite la participación de todos con sus propios niveles de conocimientos, estrategias y habilidades.

Por estas razones en Ágora, jugamos una gran gama de juegos. Cada uno de ellos tiene sus propios objetivos y los juegos que proponemos son cuidadosamente elegidos y cambian según las edades de los niños, las competencias a desarrollar, las disciplinas y/o aprendizajes que están construyendo.

Entonces, cuando escuchen a nuestros alumnos responder ¡Jugamos mucho! al preguntarles ¿Qué hicieron hoy en el Ágora?, ya saben que no solo fue un juego, sino que aprendieron algo.

Ponte en contacto

Teléfonos
(999) 941 8070 – (999) 316 0386
Email
admisiones@agora.edu.mx